Goodbye Vodafone

Esta semana por fin he abandonado Vodafone. La primera razón (y la más evidente) es que no estaba contento con ellos, pero el fondo es que además sentía una profunda decepción con su servicio e interés con sus clientes.

He estado atado a esta compañia durante casi siete años, y nunca (y será difícil de creer) me han regalado nada. Ni minutos gratis, ni mensajes un fin de semana, ni un solo y triste teléfono. En siete largos años.

Quizás yo sea de la “vieja escuela”, de los que piensan que uno no debe quejarse a su compañia o amenazar con irse para que le ofrezcan algo. Soy de los que creen que después de siete años en la misma operadora, con 3 líneas de contrato y una de ellas consumiendo en torno a 100€ al mes, puede sentarse a esperar que su operadora cuide de él. Al fin y al cabo, ya he demostrado lo que puedo llegar a dar cada mes.

De poco me sirve que ahora me hayan ofrecido iPhones, descuentos y demás souvenirs. De modo que, desde este miércoles seré de Orange hasta que vuelva a sentir que no importa lo que gaste o lo que me mantenga allí, siempre seré un simple cliente más.

Qué mal están las relaciones públicas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s